lunes, 23 de julio de 2007

Chávez expulsará a los extranjeros que hablen mal de su Gobierno y del país

El presidente venezolano anunció ayer que varios ministerios tienen instrucciones para que se eche del país a todo extranjero, entre los que no incluyó a los corresponsales de los medios de comunicación, que "venga aquí a denigrar de nosotros, los venezolanos, del gobierno libre, democrático y legítimo". (El Día, 22 de julio de 2007)

Ya no sorprende, este hombre es incapaz de sorprender porque cada día da un paso más en su integrismo dictatorial, se cree un dios, menor, pero dios que está iluminado y se atreve a proponer la expulsión de los que hablen mal de él, su gobierno y del país. Imaginen por un momento que estás de visita en Venezuela y dices que no te gustan las arepas, pues fuera a la calle. El populismo chavista ha fracturado al país en una clase dirigente que vive como vive todo grupo protegido con esta falsa democracia y una gran mayoría donde la carencias de todo tipo son la norma.
No sé cual va a ser el futuro de Venezuela pero allí donde desaparece la clase media, la que quiere vivir, producir, crear empleo y riqueza los resultados son catastróficos y ese creo que es el camino que lleva Venezuela, pues el recorte de libertades de todo tipo son en el fondo un signo de debilidad y demuestra que faltan argumentos racionales para sustentarse.