viernes, 28 de marzo de 2008

VAYA SEMANA

Después de los segundos carnavales del año comienzas la semana viendo el reportaje emitido por tve-1 sobre la situación de los adolescentes en Jinámar y se caen los palos del sombrajo porque para que sirve los años que han pasado esos adolescentes en los centros de enseñanza; y sobre todo, más preguntas me surgen cuando intento entender la posición de las familias en el caso de los embarazos de las adolescentes.
Para terminar la semana, el debate tabernario sobre el estado de la nacionalidad. Es difícil recuperarse de estos acontecimientos, pero hay que sobrevivir. A Paulino Rivero hay que enseñarle algo de modales y cierta compostura, compostura que le debe al cargo que ocupa y que parece que sólo le sirve para mostrar la prepotencia chulesca que mostró durante sus intervenciones.
Por cierto al presidente del parlamento de esta tierra lo vamos a poner en el mismo nivel que al obispo. Si los encuentran por la calle cambien de acera.
¿Dónde está la tele de Willy?