sábado, 13 de diciembre de 2008

PETRÓLEO BARATO


Cuando la economía de un país depende casi exclusivamente del petróleo, que el ministro de economía, y el equipo de colaboradores de ese país, ha hecho sus cálculos para el presupuesto del próximo año 2009 en función de unos precios del crudo que hace unos meses daban la impresión de consolidarse alrededor de los cien dólares, ahora qué pueden pensar con cifras que rondan los treinta dólares el barril. Las cuentas no salen y las previsiones de gasto se desmoronan. Si el ministro de economía en Venezuela y su equipo de asesores no han hecho un presupuesto muy, muy ajustado, el deterioro económico y seguidamente social va a ser sonado, pues en un país que se vive subvencionando la energía y los alimentos básicos, la quiebra económica puede provocar escasez de suministros alimentarios.

Sólo queda esperar y que no suba mucho el petróleo, -estoy en lado de los consumidores no subvencionados-, mientras toca a la Administración venezolana buscar la fórmula que mejore las condiciones de vida de las clases más desfavorecidas porque de lo contrario mal le va a ir a ese país. Es una pena, pero puede pasar.

Crudo nacional en picada se acerca a los 30 dólares el barril

Promedio del año se ubica hasta ahora en 89,88 dólares pero la caída no se detiene

A un ritmo de entre 3 y 5 dólares por semana, la cesta venezolana de crudo y productos petroleros continúa un curso descendente sin tregua y con pocas probabilidades de recuperación, al menos hasta que el 17 de diciembre próximo la Organización de Países Exportadores de Petróleo revele la "sorpresa" que prepara para el mercado.

El barril venezolano perdió esta semana 3,13 dólares, con lo cual quedó cercano a la barrera de 30 dólares, exactamente en 31,36 dólares, informó la Coordinación Sectorial de Estadística, Precios Internacionales y Economía del Menpet.

Para el Ministerio de Energía, la caída de las cotizaciones es atribuible a las perspectivas de que la desaceleración de la economía mundial provocará una baja pronunciada en el consumo de energía durante el año 2009. El Departamento de Energía de Estados Unidos, a través de su brazo estadístico (la EIA), predijo esta semana que en 2008 y 2009 caerá la demanda petrolera consecutivamente, lo cual no sucede desde hace 30 años.



El despacho resaltó, no obstante, que en los últimos días se ha observado una recuperación en los precios que sería producto de las expectativas de que la OPEP realizará un recorte adicional en su producción a fin de estabilizar el mercado.

Efectivamente, la disminución de esta semana (9%) fue menos fuerte en términos relativos que la del ejercicio anterior (12,8%), lo cual sugiere que la caída libre de las cotizaciones del crudo podría estar por llegar a su fin para encontrar un punto de equilibrio, al menos hasta el final de la temporada de baja demanda estacional.

[Seguir leyendo]

El País, leer más